REMEDIO NATURAL PARA EXPULSAR LAS PIEDRAS DE LA VESÍCULA


Este es un tratamiento antiguo puramente naturalista y ha sido utilizado desde hace miles de años con mucha efectividad. Sus ingredient...


Este es un tratamiento antiguo puramente naturalista y ha sido utilizado desde hace miles de años con mucha efectividad. Sus ingredientes protagónicos son el aceite de oliva, el pomelo o toronja y las sales de epson.
Anuncios

Consiste en hacer uso de estos ingredientes para generar una secreción biliar fuerte que arrastre consigo las piedras de la vesícula. Esta cura no tiene efectos secundarios mayores y es realmente efectiva para eliminar los cálculos biliares, es ampliamente recomendada, incluso para personas sanas ya que limpia a fondo el hígado y la vesícula no sólo de cálculos sino también de cristales de colesterol.

Anuncios

Antes de explicar como hacerla es sumamente importante saber que el éxito del tratamiento dependerá de que se sigan las instrucciones muy estrictamente.

RECOMENDACIONES PARA ANTES DE EMPEZAR:

Es recomendable empezar un día sábado para la limpieza del hígado, ya que es necesario descansar al día siguiente. Ese día anterior no deberemos tomar medicinas o vitaminas porque pueden evitar el éxito del tratamiento. Este dia antes de la cura deberemos comer muy liviano. También es importante vaciar los intestinos ese día para empezar la cura con los intestinos limpios.
El mismo día que empecemos la limpieza no se deben ingerir grasas ni proteínas en el desayuno ni en el  almuerzo, ya que el comerlas hace que la vesícula se exprima a sí misma hasta vaciarse de bilis después de unos veinte minutos.  Se puede ingerir algún cereal cocido como arroz o fideos con ensalada o salsa sin freír y sin carne ni quesos, fruta, jugo natural, pan con mermelada o miel y sin mantequilla ni leche.  Esto permite que la bilis se acumule y cree presión en el hígado para empujar hacia afuera más cálculos.
Si el día de la cura uno amanece enfermo o no se siente bien, postergar el tratamiento para otro día que se sienta mejor, puesto que es un tratamiento fuerte: estaremos tomando ½ vaso de aceite y las piedras comenzarán a salir.
4 cucharadas de Sales de Epsom que es Sulfato de magnesio.
½ taza de aceite de oliva 
1 Pomelo rosado fresco grande o 2 pequeños, suficiente para obtener 1 taza de jugo.
Un recipiente de medio litro de capacidad, con su tapa.

PROCEDIMIENTO A SEGUIR

El día del tratamiento no debemos  comer ni beber nada después de las 2:00 PM. Aprovechamos este momento para preparar el sulfato de magnesio y así tenerlo listo cuando empiece la cura.
Para hacerlo mezclamos 4 cucharadas de las sales de epson en 3 tazas de agua. De aquí dividiremos 4 porciones de 3/4 de taza porción. La podemos poner a enfriar en el refrigerador para que esté fresca a la hora de tomarla. Hay que tomarlo con paciencia y si es necesario taparse la nariz ya que el sulfato de magnesio es sumamente amargo.
Llegadas las 6:00 PM debes tomar la primera porción (los 3/4 de taza) del sulfato de magnesio disuelto en agua. Después, puedes tomar unos pocos sorbos de agua, o enjuagar la boca para quitar el sabor amargo. 


Aprovecha y sacar del refrigerador el pomelo para que pierda el frio, ya que  no es conveniente tomarlo frío en el momento de la cura.

A las 8:00 PM deberás repetir la toma de otra 3/4 de taza de Sulfato de magnesio. Recuerda que ya no debes tomar ni comer nada.
Debes ir a la cama a las  10:00 PM, esto es de suma importancia para obtener éxito.  A las 9:45 PMmezclar  ½ taza de aceite de oliva en el recipiente de medio litro con por lo menos 1 taza de jugo de pomelo. Cierra el recipiente con la tapa bien apretada, y agita vigorosamente hasta que se agüe.
Trata de ir al baño una o más veces, así eliminarás más cálculos.
A las 10:00 PM toma la mezcla del aceite de oliva preparado con el jugo de pomelo. Debes tomarlo despacio tragando sorbo a sorbo y no todo de una vez, de lo contrario puede provocar vómito. Hay que tomarlo de pie y beber todo dentro de 5 minutos (quince minutos para los muy ancianos o personas débiles) después acostarse inmediatamente. Mientras más rápido nos acostamos, más cálculos saldrán. 


Desde que  tomemos el último sorbo debemos ir a la cama y acostarse plano boca arriba con la cabeza bien alta en una almohada. Es muy importante mantenerse perfectamente sin moverse por lo menos  durante 20 minutos. No sufriras dolor porque los conductos biliares están abiertos (gracias al sulfato de magnesio). Después de permanecer un mínimo de 20 minutos sin moverse, boca arriba, ya nos podremos dar la vuelta y dormir.
Tal vez no puedas dormir bien pero no debes levantarte de la cama una vez iniciada la cura, a no ser que sea imprescindible para permitir que el hígado y la vesícula estén relajados y desprendan las piedras.
A La Mañana Siguiente, cuando despiertes deberás tomar la tercera dosis de Sulfato de magnesio. Si hay indigestión o náusea esperar hasta que se pase antes de tomar el sulfato de magnesio. No tomar esta porción antes de las 6:00 AM y  2 Horas después, tomar la cuarta y última dosis de Sulfato de magnesio.
Transcurridas  2 horas mas ya se podrá comer. Te recomendamos comenzar con jugo de fruta y media hora después comer fruta. Una hora después se puede comer comida regular, pero que sea liviana. Ya para la cena deberemos sentirnos recuperados.

QUE ESPERAR

Tal vez podrías tener  diarrea por la mañana y sentirte un poco enfermo, pero te iras componiendo en la tarde y ya para la noche estarás en optimas condiciones, recuerda que estamos evitándonos una operación quirúrgica con una anestesia general para la extirpación de la vesícula.
Podrás encontrar después de defecar los cálculos biliares en el inodoro. Los cálculos verdes son prueba de que son cálculos biliares genuinos y no residuo de comida. Las heces fecales se hunden en el fondo pero los cálculos biliares flotan porque tienen colesterol adentro.
Increíblemente, después de tener tu vesícula limpian se eliminan las alergias, bursitis y dolores en el extremo superior de la espalda. La primera limpieza quita muchos cálculos, pero es necesario repetir la limpieza en intervalos de dos semanas o un mes para eliminar todas las piedras y residuos.
Recuerda que tan importante como limpiar el hígado y la vesícula de cálculos es evitar que éstos se vuelvan a formar, por eso es recomendable que cambies tus hábitos alimenticios y evites el exceso en el consumo de productos lácteos, de carnes y  llevar una vida más cercana con la naturaleza

Related

REMEDIOS CASEROS 970188040601211087
QUEREMOS SABER TU OPINIÓN ... ¡ ESCRIBE TU COMENTARIO !

Popular ahora mismo

loading...

LO MAS LEIDO

item